Rate this post
reconocer.los.hechos

Los delitos de alcoholemia suelen empezar y acabar en un juzgado de guardia, es decir, un juzgado de instrucción. En Madrid Capital, en los juzgados de Plaza de Castilla.

Se tramitan, normalmente, como juicios rápidos, lo que significa que, si el investigado reconoce los hechos se le aplicará una reducción en la condena de un tercio.

Esto sucederá, previo examen de las actuaciones por su abogado y tambén, previa negociación del letrado con el fiscal para pactar la pena.

Pero no siempre sucede que el conductor reconoce los hechos.

Si eso pasa, el juzgado de instrucción, pasará la causa a un juzgado penal y, previo escrito de acusación del fiscal y posterior escrito de defensa, se señalará juzgado, día y hora para la celebración de un juicio donde acudirán a declarar los agentes, el investigado, implicados y/ o testigos.

Este otro juicio, será en un juzgado penal y no cabrá posibilidad de reducción de un tercio de la condena. Es un todo o nada. Condena o absolución.

Para tomar esta decisión, la valoración que haga el letrado será crucial.

Call Now Button